22 julio, 2024

Suscríbete | Iniciar Sesión

Nicmer Evans | 25 años del inicio de una nueva desgracia para Venezuela (Mensaje a los jóvenes de hoy)

25 años del inicio de una nueva desgracia para Venezuela (Mensaje a los jóvenes de hoy)
25 años del inicio de una nueva desgracia para Venezuela

25 años del inicio de una nueva desgracia para Venezuela (Mensaje a los jóvenes de hoy).

En diciembre de 1998, no vote. Por temas de trabajo, a punto de graduarme, me encontraba en Cumaná y no conseguí vuelo para poder regresar a tiempo para votar.

Estaba decidido a no votar por Chávez, es lo que tenía claro. En mi opinión era difícil comprender como un militar podía ser la referencia para la rearticulación de la izquierda venezolana con aspiración de poder.

Cuándo vi en la pantalla de un televisor el resultado de las elecciones mi expresión para con quién me acompañaba fue: “llegó la desgracia a Venezuela”.

Sin embargo unos meses después tocaron a mi puerta para ofrecerme trabajar en el barrio detrás del edificio donde vivía en Propatria.

Durante los 24 años de mi vida, jamás había entrado al Barrio El Nazareno, y el reto de quienes asumían el gobierno local en nombre del chavismo me pareció un experiencia interesante.

De ahí en adelante, me sumergí en tratar de comprender el fenómeno que sucedía: parecía una revolución de verdad.

El resto de lo que sucedió es historia. Cada suceso era ambivalente, contradictorio, y lleno de mucha adrenalina. Pero siempre acompañado de una sensación de cercanía con espacios corruptos, que se disfrazaban con discursos rimbombantes de socialismo, marxismo, ética revolucionaria, prosopopeya cubanoide y rusa, mucho guevarismo y Chávez como referencia.

Todos aquellos que en aquella época eran más chavistas que Chávez, están presos, perseguidos por la CPI, son millonarios o se fueron por el Darién.

Mi percepción crítica y mi formación siempre generó dudas y sospechas porque no era el rojo rojito que todos aspiraban que fuera, y aunque en algún momento pensé que había una revolución en marcha, no tardé mucho en salir de esa droga colectiva, para empezar a cuestionar, preguntar y escribir lo que pensaba.

Aunque había gente honesta con quién compartí mis inquietudes, era poco lo que podíamos hacer desde dentro de las entrañas del monstruo.

25 años después, y a 11 años de haberme separado de la estafa ideológica más grande del mundo, después de la Unión Soviética y la revolución cubana, vuelvo a ratificar que el chavismo es una estafa, que se nutrió de un anhelo que aun hoy persiste en el pueblo venezolano.

Al chavismo se lo trago la corrupción que criticó. El chavismo no pudo contra el sistema, se hizo parte de él y lo superó con más violencia e inteligencia para el mal.

La obsesión del poder, y su vocación antidemocrática es ya imposible de disimular. Por eso, a 25 años del inicio de esta desgracia en el poder, les pido a los jóvenes de hoy que no comentan el error que algunos cometimos hace 25 años, no se dejen seducir por discursos, y observen las acciones, háganle caso a su intuición, no importa la ideología que intenten venderte. Las acciones dicen más que mil palabras…

Twitter: @NicmerEvans

Correo electrónico: nicmerevans@gmail.com

Nicmer Evans es Politólogo / Msc. Psicología Social / Prof. Universitario / Dirije la Plataforma Comunicacional Punto de Corte

Punto de Corte no se hace responsable de las opiniones emitidas por el autor de este artículo

También puede ver más noticias en la Plataforma Comunicacional  Punto de Corte

Ten información al instante en tu celular. Únete a los grupos de @PuntodeCorte:
En WhatsApp usando este link: Whatsapp-PDC
En Telegram usando este link: Telegram-PDC 

Mantente informado a través de nuestras redes TwitterInstagramFacebook YouTube síguenos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *