22 julio, 2024

Suscríbete | Iniciar Sesión

Reportaje Audiovisual | La transición política en la Venezuela del Siglo XX

Hoy día, muchos hablan de la transición política que pudiera desencadenarse en Venezuela, pero desconocen la historia contemporánea.
Transición Política Venezuela

Caracas.- Mucho se habla de la transición política que pudiera desencadenarse en Venezuela, pero desconocen la historia contemporánea de nuestro país; ya que nuestra historia es rica en ese tipo de situaciones vividas en el complejo siglo XX.

Hagamos un breve repaso:

La primera transición

Se inició en diciembre de 1935, después de la muerte del dictador Juan Vicente Gómez. Y fue entonces, cuando al general Eleazar López Contreras, le tocó orientar y tutelar otra transición ejemplar, donde con dosis adecuadas de mano dura y apertura de concesiones y medidas de fuerza conduciría al país hacia un juego democrático activo, que luego profundizaría su sucesor Isaías Medina Angarita.

Juan Vicente Gómez y Eleazar López Contreras. Foto: Cortesía
Juan Vicente Gómez y Eleazar López Contreras. Foto: Cortesía

La segunda transición

Y quizás una de las más traumáticas y con polémicas consecuencias, la vivió el país entre 1945 y 1948, en el llamado trienio Adeco, donde ese partido se asoció a un grupo de jóvenes militares, para derrocar mediante un golpe de Estado al gobierno del general Medina Angarita, abriendo a un tiempo que si bien, materializó la legítima y postergada aspiración colectiva de elegir a los gobernantes por voto universal, directo y secreto, también abrió paso a un proceso de duras y rudas confrontaciones con pretensiones excluyentes, sectarias y hegemónicas de gobernantes, que fueron generando odio, polarización y radicalización, que serviría de justificación para que los militares que habían conspirado con Rómulo Betancourt y su partido, decidieran echarlos del poder, iniciando así un periodo de larga y represiva dictadura militar que se prolongó por casi diez años.

Rómulo Betancourt  quien presidió la “Junta Revolucionaria de Gobierno. Foto: Cortesía
Rómulo Betancourt quien presidió la “Junta Revolucionaria de Gobierno

La tercera transición

Se dio a partir del 23 de enero de 1958, cuando Venezuela vivió otra transición ejemplar, una amplia alianza de sectores políticos y sociales, no solo lograron tumbar al dictador Marcos Pérez Jiménez, sino que condujeron al país a un sistema democrático, desafiando aquel difícil año de conspiraciones y golpes militares, hasta asegurar que el pueblo se expresara y eligiera nuevo gobernante en diciembre de 1958.

Wolfgang Larrazábal presidente de la Junta de Gobierno. Foto: Cortesía
Wolfgang Larrazábal presidente de la Junta de Gobierno

Uno de los aspectos más importantes de la era democrática venezolana, es que enfrentó y saldó positivamente el tiempo de violencia desatado en nuestro país durante los años 60, donde al final esos sectores políticos, civiles y militares lograron derrotar contundentemente la insurrección, iniciando un período de reflexión y ratificación, que permitió una reinserción ejemplar en la vida política, y donde las medidas de perdón, pacificación y rehabilitación, facilitaron la normalización de la vida nacional, sin traumas ni heridas abiertas.

Y finalmente, la cuarta y última transición del siglo XX en nuestro país

Ocurrió en 1998, con la llegada de Hugo Rafael Chávez Frías al poder, por la vía de los votos.

Toma de posesión de Hugo Chávez Frías

Luego del alzamiento militar del 4 de febrero de 1992, esta es considerada la última transición, en principio, pacífica, a pesar del verbo amenazador del entonces candidato ganador, abriéndose un proceso aún inconcluso que, concebido por etapas, ha devenido en un proyecto hegemónico, con pretensiones de poder a largo plazo, marcado por una confrontación y polarización de la población venezolana.

Fue un siglo hecho de excepcionalidades y peculiaridades, que lo caracterizó por ser un período lleno de transformaciones muy profundas, con una distribución distinta del poder por parte de la sociedad, la alternabilidad y la celebración de elecciones competidas y sin resultados necesariamente predeterminados, lo que provocó los acuerdos para la gobernabilidad y la alternabilidad e incluso, el significado que tuvo para muchos venezolanos que dejaran atrás ancestrales temores sobre el tema de la política y el poder.

Aquí puede ver el reportaje completo:

Mantente informado a través de nuestras redes TwitterInstagramFacebook YouTube síguenos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *